Coronavirus en EEUU: Varios estados del país endurecen restricciones ante aumento de casos

Coronavirus en EEUU: Varios estados del país endurecen restricciones ante aumento de casos

20 noviembre, 2020 0 Por

Foto: EFE/EPA/CJ GUNTHER/Archivo

La situación del coronavirus es complicada en Estados Unidos. 11.725.093 personas ya se han infectado en el país y 252.599 fallecieron a consecuencia del virus, según las cifras de la Universidad John Hopkins. Y el índice de contagios se ha acelerado en los últimos días, convirtiendo a esta semana en la peor desde que comenzara la pandemia. Lejos de tender a mejorar, se espera que la celebración de Acción de Gracias del jueves próximo sea un disparador de contagios en todo el país.

Por Infobae

Sin una norma federal, cada estado –e inclusive algunas municipalidades- puede tomar las medidas que crea necesarias. En las últimas horas, cinco estados endurecieron sus reglas para evitar contagios, volviendo a una situación de cierres similar a lo que se vivió en el verano.

California

El gobernador Gavin Newsom reestableció parcialmente la orden de permanecer en los hogares. El estado desarrolló un sistema de colores para indicar las zonas de riesgo, y a diario actualizan el mapa dependiendo de los datos de contagio y hospitalizaciones del día. Todos aquellos que vivan en condados que estén bajo el color violeta, deben acatar una orden de quedarse en casa parcialmente.

Es decir, hay un toque de queda entre las 10 de la noche y las 5 de la mañana en el cual solo quedan por fuera los trabajadores esenciales. Se implementará a partir del sábado y durará al menos hasta mediados de diciembre.

Por su parte, el departamento de salud del estado le ha recomendado a las familias que celebren Acción de Gracias al aire libre y en grupos pequeños. También sugieren que no más de dos familias cercanas –es decir, aquellos que conviven en un mismo hogar- se reúnan. Si bien estas son sólo recomendaciones, el departamento de salud ha establecido también prohibiciones concretas como cantar, gritar y tocar instrumentos de viento en lugares cerrados, según indica su página web.

New Hampshire

El gobernador Chris Sununu estableció una orden de utilización de máscaras tapa bocas en lugares abiertos y cerrados, en toda ocasión en la que no se pueda mantener una distancia social.

“Quienes hayan estado escuchándonos durante los últimos ocho meses saben cuánto hemos recomendado el uso de máscaras. Hoy vamos un paso más allá. Al observar los datos es claro que una orden de uso obligatorio de máscaras es necesaria. Ha aumentado el número de hospitalizaciones y nuestra prioridad siempre ha sido mantener el sistema de salud operando normalmente. Esta orden va a ayudarnos”, decía en rueda de prensa el gobernador republicano.

Arkansas

El gobernador Asa Hutchinson ordenó el cierre a las 11 de la noche de cualquier establecimiento en el que se venda alcohol, desde restaurantes a supermercados, pasando por bares.

“Este es un esfuerzo por reducir los números de contagios que se dan en sitios donde hay interacciones sociales prolongadas”, aclaraba Hutchinson.

Maine

La gobernadora Janice Mills decretó el toque de queda a partir de las 9 de la noche para determinados comercios como salas de cines, bares, casinos, teatros y salones de fiestas. La medida entra en efecto este viernes y durará hasta el 6 de diciembre.

“Esta medida quirúrgica y temporal va a ayudar a reducir las reuniones en grupos mientras permite a los comercios seguir operando. Otras medidas serán necesarias en las próximas semanas si no logramos controlar los contagios”, afirmaba en un comunicado la gobernadora.

Rhode Island

La gobernadora Gina Raimondo ha ido más allá y prohibió las reuniones entre cualquier persona que no comparta el hogar. Esto afecta a las familias que querían reunirse para Acción de Gracias. A partir del 30 de noviembre entrará en vigor un plan que en Rhode Island se ha dado a conocer como “dos semanas de pausa”. Se cerrarán bares, oficinas en las que los empleados puedan trabajar a distancia, las clases en persona en las universidades y los deportes en espacios cerrados. A las iglesias se les permitirá tener solo un 25 por ciento de su capacidad ocupada y los restaurantes podrán operar al 33 por ciento de su capacidad autorizando sólo a familias que comparten el hogar sentarse a una misma mesa.

Estos cinco estados se suman a otros como Nueva York, Oregon y Washington que ya habían decretado restricciones en días pasados.