Partidos políticos de Bolívar siguen firmes en la defensa de la democracia

Partidos políticos de Bolívar siguen firmes en la defensa de la democracia

23 junio, 2020 Desactivado Por Editor
Advertisement

Karla Ávila Morillo / Bolívar
23/06/2020

La dirigencia regional en Bolívar de los partidos Primero Justicia, Voluntad Popular, AD y Un Nuevo Tiempo, quienes integran el llamado G4, rechazaron el secuestro de los partidos políticos democráticos en Venezuela por parte del régimen en su intención de perpetuarse en el poder.

Así lo denunció el Diputado Rachid Yasbek, coordinador regional del partido Primero Justicia, quien señaló que su organización política en los últimos veinte años ha luchado por la recuperación de la democracia en el país y ha formado liderazgo para estar al lado de la unidad.

Yasbek al respecto: “El partido político de Julio Borges, uno de los grandes luchadores que logró en estos momentos la captura de Alex Saab, quien es señalado por corrupción, pretende entregarle el partido a José Brito quien ha sido la persona que ha buscado las cartas de buena conducta de Saab, no solo en Venezuela desde la comisión de contraloría, sino que viajó hasta Colombia para lograr esas cartas. Ese es el manejo que quiere Maduro con los partidos que le hacemos la guerra al régimen.»

Por su parte, José Ricardo Salazar, miembro de la dirección regional de Acción Democrática destacó que el régimen se equivoca con los venezolanos pensando que tal vez quitando símbolos, colores y siglas a los partidos políticos van a lograr el reconocimiento de los ciudadanos.

“Nuevamente estaremos luchando con este régimen que está de salida y nosotros desde la unidad democrática, lograremos esa transformación porque no habrá movimiento que se pueda hacer desde el punto de vista delincuencial; que le quite al pueblo venezolano el sentimiento de lograr la democracia y poder salir del régimen.»

Asimismo, Raúl Yuseff, por el partido Un Nuevo Tiempo, destacó que los partidos políticos venezolanos desconocen por espuria e ilegal, la decisión del Tribunal Supremo de Justicia de Maduro el arrebatar las siglas del partido e imponer un CNE a su medida para montar una farsa electoral este año con la intención de escoger una Asamblea Nacional que no representa al pueblo venezolano.

Por Voluntad Popular, César Dommar manifestó que esas acciones llevan a asegurar que es una equivocación del régimen al pretender creer que el liderazgo de los partidos se hereda, cuando la realidad es que el liderazgo se construye y la gente sabe quienes son sus dirigentes independientemente del color que le pongan.
“Los colores de nuestras organizaciones son indelebles y no aceptan una mano aplanadora, por eso dicha estrategia de querer convencer a la gente que le gusta votar, colocándoles cualquier tarjeta y detrás de ellas a personas de dudosa reputación no dará resultados.»