El primer ministro de Lesoto será acusado de asesinar a su esposa

El primer ministro de Lesoto será acusado de asesinar a su esposa

20 febrero, 2020 Desactivado Por Editor

Tom Thabane, en una imagen de 2017 – AFP

El primer ministro de Lesoto, Thomas Thabane, será acusado del asesinato de su primera esposa Lipolelo Thabane, anunció el jueves la policía. De confirmarse esta información, se convertiría en el primer líder en el sur de África en ser acusado de asesinato estando en el poder. Está previsto que el dirigente del pequeño reino montañoso acuda mañana a la corte.

Por Alba Amorós / Abc.es

«El primer ministro será acusado del asesinato», dijo el jueves Reuters citando al comisionado adjunto de policía Paseka Mokete. Además, apuntan que será acusado «probablemente este mismo viernes».

Tanto la oposición como su partido, ABC, han presionado al veterano líder para que dimita desde que se destapara su supuesta implicación en el asesinato de Lipolelo Thabane. El primer ministro anunció el jueves que renunciaría a su cargo en julio pero no dijo nada de su acusación: «He servido a mi país diligentemente. He trabajado para una Lesoto pacífica y estable. Hoy a mi edad, he perdido la mayor parte de mi energía. Por la presente me retiro como primer ministro a partir de finales de julio (de 2020)», dijo el Thabane en la radio estatal.

Libertad bajo fianza para su actual mujer

El caso conmocionó al país de poco más de dos millones de habitantes. La que iba a ser primera dama, Lipolelo Thabane, fue asesinada a tiros cerca de su casa, dos días antes de que Thabane se convirtiera en primer ministro en junio de 2017. Lipolelo, de 58 años, y Maesaiah, de 42 años, habían protagonizado una ardua batalla legal para esclarecer quién debía ejercer como primera dama. Los tribunales dieron entonces la razón a la entonces mujer del político, a pesar de que se encontraba en pleno proceso de divorcio y que el líder ya vivía con su actual mujer. Dos meses más tarde del asesinato, Maeaiah y Thomes se casaron en una ceremonia católica celebrada en un estadio repleto en Maseru, la capital del país.

Para leer más, ingresa aquí